domingo, 22 de febrero de 2009

Reflexiones sobre la dualidad (3)

Siguiendo con nuestro estudio sobre la dualidad hoy quiero que exploremos juntos lo que significa estar más allá de la conciencia dualística y que entendamos cuales son los beneficios de este estado. 

La Madre María nos habla en su libro de "Las Claves Maestras de la Abundancia Divina" como en el jardín del Edén todos estabamos conectados a nuestra Presencia YO SOY y de esta forma nos sentiamos conectados con el todo y caminabamos en la Tierra de la mano de nuestro Maestro Espiritual. Después de que la serpiente nos tentó y el hombre comió del arbol del conocimiento del bien y del mal, poco a poco esa conexión con la divinidad se fue desvaneciendo, hasta que en un momento dado se perdió del todo, y en ese momento el hombre se vió a sí mismo como un ser separado de Dios y en total desconexión con su prójimo.

Pero dejemos que sea la Madre María la que nos hable de como ocurre este proceso (p 167-169):

"La pérdida de la conexión consciente con la Presencia YO SOY puede darse de una forma tan gradual que el Yo-Consciente puede no darse cuenta. Esto es precisamente lo que puede sucederle a los seres auto-conscientes que aún no han logrado el pleno entendimiento de las ramificaciones que tiene usar la imaginación y el libre albedrío para experimentar con la consciencia de la dualidad, o sea el conocimiento del bien y el mal".

La Madre María detalla la forma genérica de como un cocreador puede pasar de un estado de consciencia divina a un estado de conciencia enmarcado en la dualidad:

"En el principio, tú puedes empezar a usar erroneamente tu libre albedrío y tu imaginación sin sentir las consecuencias inmediatamente. Entonces, gradualmente la consciencia de la dualidad te irá envolviendo cada vez más, pero la transición es tan gradual que no la sentirás. Sin embargo, llegará un punto de no retorno, en el cual inesperadamente harás la transición a un estado diferente de auto-consciencia. Tal y como el agua hirviente se convierte en vapor de agua (cuando el agua alcanza los 100 grados centigrados), tu sentido del ser cambia y tú estás ahora atrapado en la consciencia de la dualidad en la cual te ves separado de Dios. Por lo tanto el sentido del ser que mantenía al menos algun tipo de conexión a la Presencia YO SOY ha muerto. De esa consciencia nace un nuevo ser, pero este es un ser mortal que surge de la separación y la dualidad. Este ser ahora es aquel que el Yo Consciente identifica como él mismo. Tú eres aquel que te ves a ti mismo como siendo, por lo tanto si te ves a ti mismo como un ser humano mortal separado por Dios, entonces eso es lo que eres - al menos en el aquí y en el ahora, en el tiempo y el espacio".

Este es el origen de la consciencia de la dualidad, y como hemos visto en artículos anteriores, es el origen de la desconección del hombre con Dios. Pero por qué esto es un problema? y de qué forma esto se aplica a los problemas actuales de la humanidad?.

Nos dice la Madre María:

"Mis amados, la muerte de ese aspecto espiritual, del sentido de identidad espiritual, es el problema central del planeta Tierra. De hecho, podría decir que este es el único problema en el planeta Tierra. Todos los problemas específicos que vemos en el planeta surgen de la consciencia del bien y el mal relativo, de la consciencia de la dualidad que hace que los seres auto-conscientes creen sus propias definiciones de lo que es correcto e incorrecto, bueno o malo. Estas definiciones estan fuera de alineamiento con la realidad de Dios, con la verdad de Dios, debido a que están completamente basadas en la consciencia del anti-cristo. Como mencioné antes, la consciencia del anti-cristo es la consciencia de la separación de tu fuente divina, mientras que la consciencia del Cristo es la consciencia de la unidad con tu fuente".

"Puedes ver la importancia de esta verdad? Si cada ser humano en este planeta tiene su propia definición de lo que es bueno y malo, es inevitable que las personas luchen unas contra otras. Si cada ser humano define el bien como aquello que es bueno para "mí", entonces cómo puede haber paz y armonía en este planeta? si cada ser humano piensa que su propia definición es la única absoluta, a alguien le puede extrañar por qué hay guerras en este planeta?. Por lo tanto, la única forma de crear un planeta pacífico es que al menos una masa crítica de personas se eleven por encima de la consciencia de la dualidad. Solamente cuando las personas tienen la misma definición de lo que es el bien y el mal, es decir la definición absoluta de la mente del Cristo, podremos tener esperanza de que se pueda superar el conflicto y la guerra en este Planeta".

"Cuando te ves a ti mismo como una extensión de tu Presencia YO SOY, tu tienes algún nivel de consciencia crística. Cuando te ves a ti mismo como un ser separado de tu Presencia YO SOY o separado de Dios estarás atrapado en la consciencia del anti-cristo. Existe sin embargo, una etapa intermedia, en la cual tienes elementos de la consciencia del Cristo y elementos de la consciencia del Anticristo. Sin embargo, cuando pasas el punto de perder todos los elementos de la consciencia Crística, habrás muerto en un sentido espiritual. Es por esto que Jesús dijo: "De cierto, de cierto os digo, excepto que comaís la carne del hijo del hombre y bebaís su sangre, no tendreís vida en vosotros" (Juan 6:53). Lo que él quiso decir es que a menos que comas y bebas de la consciencia Crística no tendrás vida en ti. Literalmente no tendras vida en ti si no tienes un bocado de la consciencia Crística dentro de la esfera de tu sentido del ser, del contenedor del ser"

De esta forma la Madre María nos explica mejor las ventajas y beneficios de la consciencia no-dualística, es decir, la consciencia que surge de saber que somos extensiones de Dios y UNO con él.

En el próximo artículo exploraremos algunas de las consecuencias del pensamiento dualístico y profundizaremos en las enseñanzas dadas por Maitreya en el libro "Las Claves Maestras de la Libertad Espiritual".

No hay comentarios: