viernes, 15 de mayo de 2009

¿Quién o Qué es Dios? Parte IV

Uno de nuestros participantes en este blog nos ha reiterado el siguiente comentario: "De verdad es difícil para mi esta idea que se nos presenta, pues siento que de alguna manera le atribuye “realidad” al hecho de estar separados". 

Este comentario surge de que los Maestros continuamente nos dicen que el mundo de la dualidad, que surge del pensamiento de que estamos separados de Dios, es un mundo irreal. Por su parte, la realidad es el mundo en el cual se reconoce y se manifiesta la Unidad con Dios. O sea que vivimos en un mundo irreal que pensamos que es real, y el objetivo es que empecemos a pensar, vivir y experimentar el mundo real, que es un estado superior y en el cual, por su naturaleza misma, se manifiesta nuestro Ser Real, el YO SOY.

Más allá de lo que parece ser un juego de palabras, esta en una enseñanza muy poderosa e importante. De hecho, es quizás una de las principales razones por las que decidimos plantear esta serie de artículos llamada ¿Quién o qué es Dios?. Por esa razón, quiero compartir con ustedes un fragmento de una enseñanza muy especial que encontré en un libro recientemente publicado por nuestra mensajera Lorraine Michaels. Este libro se llama "El Sendero del Ser", y el fragmento que quiero compartir con ustedes es parte de un discurso del Maestro Ascendido Melquisedeth, que se titula "Construyendo las bases para Ser". Este fragmento nos da una mejor comprensión de aquello que es real y aquello que es irreal. Veamos lo que dice el fragmento en las páginas 41 y 42:

Cuando tú sabes quién eres, tú sabes que Dios es tu realidad y que Dios es tu Ser. Por lo tanto, tú buscas que esa realidad reemplace las mentiras que han llenado tu ser en este espacio y tiempo. Yo he venido, a través de este discurso, porque tú sabes que YO SOY es la realidad del Ser. Pero tú tienes problemas entendiendo tu conexión con el Ser mientras vives en el mundo de la forma. Tú reconoces que el YO SOY es la perfección en ti mismo, pero crees que no puedes ser esa perfección en el reino físico. Tú no puedes percibir que aquí abajo hay perfección tal como la hay arriba porque no puedes ver, sin esa visión interna, la realidad que YO SOY. Pero tú debes conocer aquello que no ves volviendolo una realidad para ti. Pide para que la realidad del Ser sea tuya. Pide para que la visión del YO SOY como el creador divino en tu Ser se manifieste. Pide la visión de la realidad verdadera de tu mundo.

Tú ves con los ojos físicos la irrealidad que se manifiesta a tu alrededor. Y tú sostienes esa visión como tu realidad. Pero tú necesitas soltar esta realidad dado que esta no es parte de tu verdadera realidad de Dios. Tú existes en el tiempo y el espacio en esta "realidad" que es realmente un lugar de irrealidad. Pero tú no quieres aceptar esto como irrealidad porque a ti te parece muy real.

Todo lo que percibes es realmente una imagen de aquello que has creado en la mente inferior. Esta creación existe y mantiene su forma porque tú le has dado la vida que tiene, vida a través de la mente que no es pura en pensamiento y sentimiento. Tú le has dado vida, pero esta está seguramente dotada dotada de los pensamientos y sentimientos impuros que no son de la mente que está anclada en la realidad. Por lo tanto, tú has dotado la vida con una imagen irreal a partir del ser inferior que no tiene permanencia en Dios.

Por esta razón, he venido a ayudart a superar estas bases de irrealidad que has creado en tu mundo. Tú necesitas derrumbar la base que es irreal y reconstruir la realidad de Dios, la realidad del Ser YO SOY, en tu mundo de la forma. Tú comienzas visualizando aquello que es realidad. Pero, ¿Cómo sabes qué es la realidad en el mundo de la forma? ¿Qué puedes tú visualizar que sea la pura imágen de YO SOY? ¿Cómo puedes conocer esa imagen y verla a través del ojo de tu mente? Bien, yo te daré la imagen para empezar a construir esa base de luz y pureza, la base que durará por toda la eternidad.

Seguramente después de leer este fragmento todos deseamos conocer esa imagen para construir las bases de este nuevo mundo, el mundo de la realidad de Dios. Por eso los invito a que sigan conectados a este blog, ya que pronto exploraremos esa imagen que nos entrega el amado Melquisedeth.


4 comentarios:

JAIRO DE JESUS dijo...

Gracias Amado Dios Padre-Madre por este Amor incondicional que nos impulsa a SER el "MAS", Gracias Amado
Melquisedeth por esa Bendita IMAGEN con la que nos dispensas y a travez de ELLA adentrarnos en esta compren-
sión de nuestra "Realidad". Gracias Huguito por tu valioso aporte.Abrazos

alde dijo...

Gracias Hugo, en verdad te digo que esto para mi es un sueño hecho realidad, no imaginas lo que siento al leer estas enseñanzas que tan acertadamente vas disponiendo. Creo que haces una tarea muy valiosa y espero que sigamos aprovechando esta magnifica oportunidad que se nos da para aprender y corregir nuestra visión.

Gracias también a todos aquellos que participan en este blog, que con sus acertados comentarios, su paciencia y comprensión, contribuyen a dar forma a este hermoso proyecto de despertar espiritual.

Un abrazo.

Ema dijo...

¡Así es! después de leer este fragmento todos deseamos conocer esa imagen para construir las bases de esta nueva Jerusalén.
Gracias a todos.

Reyna García dijo...

Gracias Hugo por estas enseñanzas en verdad las sigo son suma alegria vienen en un momento exacto
y por supuesto que todos deseamos conocer esas bases. Gracias al
Maestro Melquisedeth por es bendición. Un saludo a todos.
Reyna.